Tags

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Cuando de hombres se trata, lo que no dices es tan importante como lo que dices. Tú debes saber exactamente de lo que hablo. Como aprendiste en Lecciones que debes aprender de los hombres, los chicos son de pocas palabras y sencillos, pero tú, como mujer al fin debes abrir la boca y romper el silencio frecuentemente. ¿Cierto o falso? Aquí tienes una guía de las cosas que NUNCA debes decirle a un hombre.

Cualquier oración que comience con “Mi exnovio…”

Si algo les revienta a los hombres es que hables o los compares con tus antiguas parejas. De hacerlo, puede que recibas como respuesta un ataque de celos o la frase fría, “si tanto te gusta tu ex, entonces vuelve con él”. Ouch! Si ese ex no es parte de tu presente es porque hizo algo repudiable en el pasado. Déjalo allí. Enfócate en tu pareja y evita ceder a la tentación de mencionar a tu ex cada día; esto le hará pensar a tu chico que aún te interesa tu anterior pareja y que tu compromiso con la relación que compartes con él es altamenten cuestionable.

“¿Tu ex es mejor que yo?”

A los hombres, además de que hables de tus pasados amores, les exaspera que les preguntes por sus exnovias. En efecto, ellos tienen la razón. Cada vez que interrogas a tu chico sobre las mujeres con las que ha tenido una relación, lo que logras es que él tenga que pensar en ellas, cuando tu meta es que él solo piense en ti. Por ende, es malísima estrategia.

“¡Qué poco hombre eres!”

Cuestionar la hombría de tu chico siempre es mala idea porque despiertas su lado irracional. Por más que estés con un hombre moderno con el que tienes una relación de igualdad, él siempre querrá sentir que ocupa una posición especial en tu vida. Decir frases como estas constituye una falta de respeto y abre la puerta a la violencia porque él como respuesta puede demostrarte cuán hombre es.

Cualquier frase que empiece con “Tú siempre…” o “Tu nunca”

Los hombres odian las frases categóricas, en especial si les hablas de un caso aislado o que no es la norma. Arremeter contra ellos con oraciones como “Tú nunca me ayudas” o “Tú siempre estás de vago” indica que en efecto, estas situaciones son tan constantes que se puedes establecer generalizaciones. Quizás puedes sustituirlas por un acercamiento más positivo como “Me gustaría que me ayudaras con esto”. Los hombres necesitan mucho refuerzo positivo y responden mejor a él que a las confrontaciones o la negatividad. Te lo digo por experiencia.

“Cómprame esto”

Cada vez que un hombre escucha esta frase en las tiendas, inmediatamente piensa que eres una interesada. Su cerebro recibe en un nanosegundo un “Gold Digger Alert” y su cartera se cierra herméticamente. Él siente que para unas cosas las mujeres son las más feministas, pero que para otras le sacan mucho provecho al machismo. Evita ser una de ellas. Pedirle a tu pareja que te compre cosas no es justo, sobre todo si te jactas de que eres una mujer moderna y autosuficiente. Sí, puedes hacerle saber las cosas que te gustan cerca de las festividades para que él tenga una idea de qué te puede regalar. No obstante, tu chico no está obligado a comprarte todos tus gustos, en especial en un momento histórico en que más mujeres ganan más que los hombres en muchas profesiones.

Chica “pink”, entender a los hombres no es ninguna ciencia. Ellos son los seres más básicos sobre el planeta. Aprende poco a poco sus reglas y verás como en poco tiempo tendrás tu propio manual para comprenderlos. Continúa leyendo La Comuna Pink y de seguro descubrirás muchos más de sus secretos.

Si te gustó este “post”, compártelo con tus amigas. Múdate a La Comuna Pink dándole Like en Facebook o siguiendo el blog al final de esta página.

About these ads